Es hora de tomar acción

“La Juventud es el futuro de la patria” y por primera vez en la historia lo es, no porque en la historia previa la juventud no haya decidido actuar por sus ideales sino porque el poder de unidad en la actualidad no tiene precedentes, no solo, son los jóvenes, quienes pueden tomar acción a través de una causa única que se puede hacer mundial sino que pueden crear nuevos y mejores estándares para el bienestar común y no solo el de pocos.
El cambio de las estructuras de comportamiento social solo son posibles de transformar solo si el ideal es común, solo si las ganas de transformar el metro cuadrado donde vivimos se convierte en una hectárea cuadrada en donde entendemos que somos varios, no pocos, que somos la mayoría, no solo un puñado. Solo si transformamos los estándares actuales de pensamiento podremos alcanzar una verdadera y justa equidad entre seres humanos, seres humanos con un comportamiento y pensamiento de primer nivel, de primer mundo, de seguridad, de educación, de evolución, de respeto, de cambio, solo en el poder de nuestras mentes jóvenes viven las herramientas de cambio que necesita la sociedad, el país, el mundo entero en el que vivimos.

No hay sueños imposibles

Vivimos en una época en donde, como seres humanos, tenemos todas las herramientas necesarias para construir el camino hacia nuestros objetivos, prácticamente no existen limitantes más que los que nosotros podemos construir frente a nosotros.
Soñar no es difícil ni tampoco lo es establecer un objetivo, es en el desarrollar el ímpetu y actitud necesarias en donde está el obstáculo, es el crear un habito estricto de automotivación y auto convencimiento en donde vive l clave para alcanzar nuestros sueños, para pavimentar el camino hacia el éxito sin depender de nada ni nadie más que de nosotros y las destrezas que desarrollemos en el camino.
Aprender de las caídas es vital pero es aún más importante el poder prevenir caer, el poder entender que existen desaciertos que se deben cometer y otros que se pueden evitar, el éxito no está totalmente fundamentado en el aprendizaje que los errores te proporcionan, el éxito está también basado en desarrollar la habilidad de analizar y medir antes de ejecutar, si otros, en el camino hacia el éxito, se tropezaron, no significa que tu debas hacerlo también.
Sueña, prepárate, motívate, se humilde, trabaja y nunca decaigas.